SOAPAP, CAJA CHICA DE MARÍN Y BLANCA ALCALÁ: JAVIER LOZANO

• Blanca Alcalá vendió terrero que le costó 850 mil pesos, en 11.8 mdp al Gobierno del Estado cuando era alcaldesa.
• Javier Lozano evidenció el fraude y los malos manejos de la candidata priista en SOAPAP.
El Senador y Vocero del PAN en Puebla, Javier Lozano puso en evidencia el fraude y los malos manejos en el Sistema Operador de los Servicio de Agua Potable y Alcantarillado del municipio de Puebla (SOAPAP) que hiciera la candidata del PRI, Blanca Alcalá durante su gestión como alcaldesa, donde vendió un terreno que le costó 850 mil pesos en 11.8 millones de pesos al Gobierno del Estado a través de la empresa Alta Publicidad S.A. de C.V., propiedad de su prestanombres Telmo Federico Muñoz Couto, representante de la sociedad que denominada Nacozari Gasolinera, de la cual forma parte la priista.

En rueda de prensa, Lozano Alarcón detalló la participación en dicha operación del hermano de la ex presidenta municipal, Miguel Ángel Alcalá Ruiz, quien fungió del año 2008 al 2011 como administrativo del SOAPAP y fue pieza clave en la compra de este terreno de 5 mil metros cuadrados, ubicado en el municipio de Tepeaca.

“Una vez más podemos ver el nepotismo, abuso de autoridad, fraude y enriquecimiento ilícito por parte de la candidata. Hoy nos estamos enterando que no solamente se dedicó al servicio público, sino también a hacer negocios en lo obscurito, y esa simulación y manera de ejercer la política en el servicio público, de todo el poder político y todo el poder económico es precisamente lo que no queremos que regrese a Puebla”, remarcó.

De igual forma, el coordinador de campaña presentó los pasivos que dejó el PRI en SOAPAP, pues de 2008 a 2010 se incrementaron en un 335.7%, al pasar de 268.6 a 901.8 millones de pesos en este periodo, deuda que heredaron a la actual administración, la cual tuvo que tomar medidas drásticas para corregir el rumbo de la mala gestión que realizó Alcalá Ruiz cuando fue Presidenta Ejecutiva del Consejo Directivo del SOAPAP.

“No queremos que regresen esos abusos, esas ineficiencias en servicios públicos, la no aplicación de obras públicas, el endeudamiento creciente a nivel municipal y estatal, la corrupción, el tráfico de influencias, la simulación, el fraude, es precisamente la diferencia entre Tony Gali y Blanca Alcalá”, sentenció.

Con relación a las acusaciones que hiciera el PRI en torno a la creación de Concesiones Integrales S.A. de C.V., señaló que la conformación de dicha empresa y el otorgamiento de la concesión es totalmente legal, por lo que los señalamientos del PRI carecen de argumentos y una vez más demuestran su mala fe e ignorancia sobre lo que es la administración pública.

Por su parte, el panista Mario Riestra Piña señaló que la reforma que señala el PRI fue una propuesta de ellos y aprobada por los diputados locales en diciembre de 2012. Asimismo, indicó que las evidencias dan muestra de la falta de interés por parte de Alcalá Ruiz en torno a este tema, muy contrario a las diversas acciones que emprendió Tony Gali como alcalde, una vez que impulsó el “borrón y cuenta nueva” para beneficiar a los poblanos.

“Es una muestra inequívoca del interés de Tony Gali por el tema del agua, el cual es genuino ya que cuando estuvo en una posición que le permitió influir en favor de los usuarios y ciudadanos lo hizo pensando en ellos, y este interés lo sigue demostrando en sus propuestas”, finalizó.