Carta desde el Frente

En las últimas semanas, hemos escuchado repetir una y otra vez a los “diputados barbosistas”, que el estado vive una nueva realidad política. Ante esta afirmación, sería insensato no reconocer que, desde el 15de septiembre, en Puebla se vive una recomposición política con una legislatura sui géneris donde el ejecutivo del estado, emanado del PAN, cuenta con uncongreso pintado de guinda.

Sin embargo, parecería que Morena y sus aliados aún no alcanzan a divisar la enorme responsabilidad que implica ser mayoría, y en vez de conducirse con madurez y espíritu democrático, aquellos que hasta hace unos meses repetían “no mentir, no robar y no traicionar al pueblo”, reflejan con acciones haber olvidado el mandato ciudadano.

La lista de señalamientos crece día con día: abuso de poder, conflictos de interés, la minimización del valor de la pluralidad, exclusión en la creación de comisiones, la constante falta de respeto a las mujeres y la falta de rigor técnico en los procesos legislativos, son algunos de los apartados en donde se ha visto violentada la integridad del Congreso con el fin de imponer una agenda de revancha.

Los que fueron votados por la ciudadanía para lograr un cambio, hoy viven una peligrosa ilusión construida por su propia soberbia bajo una lógica reduccionista y de grupo, donde deducen que dicha mayoría les permite hacer y deshacer, cuantas veces quieran y como así lo deseen, atentando contra la voluntad popular.

La denominada “Cuarta Transformación” no puede sólo aplicar al criterio de los Diputados Barbosistas, mientras que el motor de su agenda política no puede serla mera emoción encaminada por la sed de venganza. Es deber de los 41legisladores y sobre todo de la mayoría, que el Honorable Congreso del Estado de Puebla, sea un auténtico espacio democrático, de representación plural y diálogo permanente.

Ante esta cerrazón, en Acción Nacional siempre prevalecerá la propuesta. Somos un partido que históricamente ha luchado contra mayorías, nacimos siendo oposición en condiciones adversas y ese espíritu democrático que forma parte de nuestro ADN siempre ha estado y estará en contra de las malas prácticas, las injusticias y los atropellos, por lo que no dudaremos en señalar con firmeza lo que está mal, pero eso sí, acompañando la crítica con acción responsable y propositiva, siempre pugnando por la legalidad y por la vía institucional.

Las diputadas y los diputados del Grupo Legislativo del PAN, responderemos con creces a las necesidades de estos nuevos tiempos, observando en todo momento que los principios de legalidad, honradez y de imparcialidad se cumplan con cabalidad y con altura de miras, siguiendo siempre las mejores prácticas parlamentarias.

En nosotros debe caber la civilidad de asumir que lo primero, es el bien de Puebla.

Marcelo García Almaguer

Es Maestro en Administración Pública por la Escuela de Gobierno John F. Kennedy de la Universidad de Harvard y Maestro en Comunicación Política por Emerson College.

 Cuenta con más de 15 años en la administración pública. En su trayectoría partidista destacan los cargos de Secretario de Comunicación del Comité Ejecutivo Nacional del PAN, además de Delegado del CEN para Puebla.

Actualmente es Diputado Local y Coordinador del Grupo Legislativo de Acción Nacional en el Congreso de Puebla.