Un PAN propositivo: La Epidemia Silenciosa en México

Un PAN propositivo: La Epidemia Silenciosa enMéxico Por: OmarRodríguez

El 2020 nos tomó por sorpresa con una pandemia que hizo colapsar la salud, la economía, la educación, entre otros sectores. Este virus no se visualizaba, y nos hizo ver lo frágiles que somos como seres humanos y, al mismo tiempo, lo valiosa que puede ser la salud. Quiero remarcar que una pandemia es una enfermedad epidémica que se extiende por muchos países o que ataca a casi todos los individuos de una localidad o región, sin embargo, en México tenemos una epidemia que todos sabemos, pero muy pocos hacemos conciencia, por ejemplo: la obesidad, el sedentarismo y los malos hábitos alimenticios que tenemos.Es por eso que, a diferencia de muchos países, no solo vivimos las malas decisiones en materia económica, sino que la mayor parte de las y los mexicanos infectados no tenían un sistema inmunológico sano que fuera capaz de combatir este virus. Si esta experiencia no nos hace despertar y entender que nuestro cuerpo es lo único que nos pertenece y es lo único sobre lo que podemos decidir, estamos perdidos.

En agosto de 2019 el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP)publicó un documento denominado “La Obesidad en México”, en donde se menciona que en nuestro país se ha declarado una emergencia sanitaria por la epidemia de obesidad y diabetes. En 2016, 72.5% de los adultos presentaron sobrepeso y obesidad, y aun cuando desde 1999 se ha observado un incremento en toda la población aquí la curva tampoco se aplana, sino que va en aumento, sobre todo en zonas rurales.

Según el Instituto Mexicano de la Competitividad (IMCO), el gasto de bolsillo de los mexicanos es uno de los más altos en el mundo, el presupuesto de la Secretaría de Salud ha decrecido más del 20% en términos reales durante el sexenio. Si una familia promedio tuviera que pagar el total del tratamiento de diabetes, tendría que endeudarse y/o vender su patrimonio.

La falta de actividad física y la falta de conocimiento sobre una buena alimentación son esenciales para este tipo de enfermedades crónicas. El principal problema en México es que no existe una cultura de salud y nutrición. La obesidad aumenta el riesgo de padecer otras enfermedades como diabetes, enfermedades cardiovasculares, enfermedades cerebrovasculares e incluso cáncer; las cuales disminuyen la calidad de vida e incrementan el riesgo de muerte prematura entre quienes las padecen. Son justo estas enfermedades las que aumentan el riesgo de perder la batalla contra el COVID-19.

El sistema alimentario es un factor clave en el desarrollo de la epidemia de obesidad en el país y es en la infancia temprana cuando se desarrollan los hábitos de alimentación, se establecen las preferencias por ciertos alimentos así como la habituación deactividad física constante. Es por esto que decidí hacer una aportación al Programa de Acción Política PAN en el eje de Salud y Protección Social, para contribuir a las próximas plataformas electorales, agendas legislativas y planes de gobierno de Acción Nacional.

Sin duda, se ha hablado mucho de cómo nos va impactar la yafamosa Nueva Normalidad en materia económica, pero no estamos viendo que nosotros podemos ser parte de la solución del problema en materia de salud. Mi propuesta consiste en que se implemente en las escuelas públicas y privadas, desde el nivelbásico hasta medio superior, una materia obligatoria en donde seestudie la

salud y la nutrición adecuada, para proteger nuestro cuerpo de enfermedades y promover una buena calidad de vida. Esto, conel objetivo de educar y concientizar a los niños y jóvenesmexicanos de la importancia de realizar actividad física regularmente y mantener buenos hábitos alimenticios y así,evitar enfermedades crónicas que han afectado a nuestro paísdurante muchos años. La meta es lograr concientizar a la población sobre los nutrientes que proporcionan los alimentos que se consumen en una dieta diaria y cómo adecuarlo a su estilo de vida.

El que empecemos a proponer acciones concretas que generen un impacto directo con la ciudadanía, nos fortalece como partido. Sin duda, somos muchos los que estamos trabajando por un bien común. Por eso, invito a todas y todos mis compañeros de partido y ciudadanos a sumarse y proponer directo en la plataforma de Acción Nacional programa.pan.org.mx o acercarse a su dirigencia municipal, estatal o nacional para serparte de la recuperación de nuestro país. La vida es un regalo y nuestro tiempo es todo lo que tenemos, lo que hagamos con él depende enteramente de nosotros mismos. Y tú, ¿Ya participaste?